Lo que nadie te ha contado sobre la crema dental

crema dentalNo cabe duda que nuestra salud oral es uno de los temas personales que más cuidamos a diario. Es realmente importante, para la gran mayoría, cuidar el aspecto de su boca y, en general, el buen estado de sus dientes. Dentro de los elementos más utilizados a nivel mundial para cuidar nuestra sonrisa se utiliza la crema dental. De esta precisamente queremos hablar en el día de hoy, por eso, te hemos traído 5 puntos curiosos para que los tengas en cuenta y aprendas algo más sobre este famoso artículo de aseo personal.

1. Historia

Utilizar algún compuesto, natural o químico, para limpiar los dientes, no es algo que se haya inventado recientemente, o al menos hace unos 500 años. Hay investigaciones que afirman que, desde muchísimos años atrás (antes de Cristo), se usaban sustancias que retiraban residuos de los dientes y evitaban problemas de mal aliento. Obviamente, no usaban algún producto compacto y de una apariencia agradable, como la tenemos hoy en día. Se ha pasado por la cascara de huevo, mirra, miel, mezcla triturada de huesos, cenizas de partes de animales hasta la composición de bicarbonato de sodio.

Ha sido un largo proceso para llegar a ser el elemento indispensable de la higiene oral, como lo conocemos hoy en día.

 2. La crema dental en nuestra piel

Se han descubierto varios usos para la crema dental que no estaban presupuestados desde un principio. Por ejemplo, para aliviar las zonas donde tenemos quemaduras leves es efectiva, sobre todo si la crema trae algo de menta. Lo recomendado es que cuando te quemes, laves la parte con abundante agua fría, seca y pon algo de crema dental. Recuerda que es indispensable que evalúes el tipo de quemadura que has sufrido pues puede ser que requieras atención médica.

Un poco de pasta dental también ayuda a controlar el acné. Puedes poner un poco sobre las áreas afectadas para reducir la grasa y eliminar esos pequeños granitos. Para picaduras también aplica el consejo.

3. La crema dental y nuestros objetos más preciados

Utilizar algo del compuesto para dientes en diversos artículos de nuestro hogar suele resultar bastante bien. En la ropa, algo de crema dental, disminuye las manchas que se dan a lugar por el constante uso de crayones y tintas de lapicero. Sirve para desempañar espejos, te colabora para pulir accesorios de la cocina o del mismo baño, se utiliza como crema para limpiar joyería. En fin, puedes ver que le puedes asignar varios fines a la crema dental para que todo se vea más limpio y brillante.

 4. Para las mascotas

También, hay un apartado especial para los amigos peludos. Un poco de crema dental disuelta en agua es un eliminador de malos olores perfecto para las mascotas. Aplica en spray sobre su pelaje para obtener solución inmediata a esos molestos olores que suelen aparecer por las diversas actividades del día a día. Eso sí, aplica cantidades moderadas.

5. Cuidado con el flúor

El flúor es una sustancia química que está presente en la mayoría de las cremas dentales, ayuda a combatir la caries. Sin embargo, es necesario saber que el exceso del mismo puede llegar a perjudicar tu salud en general. Investigaciones demuestran que el flúor puede afectar nuestro sistema nervioso, manchar nuestros dientes, provocar irritaciones en órganos de nuestro sistema digestivo, entre otros. La recomendación es utilizar una crema dental que no contenga más de 0,8 mg/l de flúor en su composición.

Fuentes:

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


3 + 2 =