Mindfulness: una técnica saludable para salvar tus estudios

Para nadie es un secreto que los estudios pueden aflorar mucho de nuestro estrés. En periodo de exámenes es cuando esto más tiene incremento. Tal parece que resulta mejor recurrir a algunas técnicas que nos ayuden a concentrarnos. Es por esto que la práctica del Mindfulness en el estudio es de gran beneficio.

En este post brindaremos técnicas y consejos eficientes para lograr una concentración óptima. Así como el desarrollo de un mecanismo que nos permita drenar nuestras emociones negativas. Pero, sin que éstas interfieran con nuestro día a día y las actividades que debemos desempeñar.

Las mujeres nos enfrentamos con frecuencia a retos que ponen a prueba nuestra emocionalidad y el control de nuestras emociones. Dichos retos tienden a ser detonantes del incremento de los niveles de estrés. Lo que a su vez repercute en las actividades educativas.

El estudio en el Mindfulness es una estrategia realmente importante. Ya que no podemos entender a la salud como algo que simplemente se limita con la salud física.

No obstante, no podemos negar que el estado de nuestra salud condiciona por completo nuestro nivel académico. Por lo tanto, lo más acertado es probar con técnicas que nos beneficien en ambos sentidos. Además, con esta técnica no solo tendrías el beneficio de mejorar el rendimiento académico. Sino, que además podrías controlar tus niveles de estrés.

¿Sientes que no te va bien en tus estudios? Podrías intentar mejorar tu organización. Pero, siempre hay algo más que podemos hacer, incluso con fundamentos científicos.

No pierdas de vista nuestros consejos sobre el Mindfulness en los estudios. Cumple con tus objetivos, y mejora tu nivel de salud.

¿Qué es el Mindfulness?

Es una técnica en el que se tiene como fundamento vivir en el presente, conectarse con las emociones y pensamientos y relacionarlos con el momento actual.

Esto quiere decir que por lo menos si tomamos un descanso en el hogar o incluso en el trabajo, gracias a la aplicación del Mindfulness podemos desconectar de las presiones y estimular nuestra creatividad.

El Mindfulness en el estudio permite la centralización en un solo punto. Así que si estamos escribiendo debemos centrarnos en nuestro escrito. Centrándonos  en las letras, palabras e ideas relacionadas al contenido.

La mente es realmente distraída, y uno de los principales problemas a la hora de estudiar es que intentamos memorizar un texto mientras una lluvia de ideas y pensamientos se internan en nuestra mente.

Gracias a la meditación y al Mindfulness en el estudio podemos aumentar nuestra concentración. Y a nivel biológico este ejercicio mental nos permite aumentar la densidad de los axones favoreciendo a la conexión entre neuronas.

¿Cómo desarrollar el Mindfulness para el estudio?

#1. Estudia tus necesidades

Estudiar requiere una atención completa, esto quiere decir que no podemos estudiar si existe algún factor que nos está robando dicha atención. Gracias al Mindfulness en el estudio podemos emitir una reflexión personal sobre nuestras emociones.

No se puede realizar un aprendizaje exitoso si no se han cumplido con ciertas necesidades biológicas como por ejemplo el descanso. Sin embargo, los estudiantes universitarios muchas veces deben prepararse para sus exámenes. Y esto lo hacen durante horas de la noche donde producto del cansancio aprender se ve dificultado.

En estos casos conviene prepararse una taza de café y aplicar el Mindfulness, centra tu atención en el café, en su sabor, su temperatura, el tacto de tu taza favorita entre tus manos. Esta técnica permitirá disminuir tus niveles de estrés y al renovar tus pensamientos podrás tener una mayor concentración.

#2. Intenta con la meditación

La meditación del Mindfulness no es igual a la meditación clásica que se realiza en una posición de flor de loto y emites sonidos de relajación. En este estilo de vida no se tiene como patrón el seguimiento de una religión en concreto. O pensamientos en relación a la vida luego de la muerte clásicos del budismo.

Esta meditación consiste en vivir en el hoy, en desechar pensamientos negativos y crear un dominio beneficioso de nuestras emociones.

No importa lo que haya sucedido horas antes. En el momento de la meditación, frente a cualquier pronóstico gracias al Mindfulness tenemos la capacidad de centrarnos en una situación en específico para mejorar a nivel educativo.

Incluso se puede meditar en la universidad en una hora de descanso. Conviene realizar esta técnica sobre todo en los días difíciles. Ya que gracias a la meditación somos capaces de renovar nuestras emociones y cambiar nuestra perspectiva frente a las dificultades, además que disminuimos los niveles de estrés.

 #3. Haz del Mindfulness un hábito

La meditación y el Mindfulness se consideran como auténticos estilos de vida. En donde podemos desarrollar nuestra capacidad de resiliencia y nuestra inteligencia emocional.

Debido a que se considera ejercicios para la mente, como todo ejercicio se domina y se facilita con la práctica. Si deseamos ser mejores estudiantes y aprender a emitir un control sobre nuestras emociones. Debemos meditar de manera constante, al menos de forma diaria.

Incluso si nos sentimos alegres podemos conectar con nuestras emociones positivas para inspirarnos y estimular la creatividad. El ingenio puede desarrollarse gracias al Mindfulness en el estudio.

En los casos iniciales de meditación conviene establecer un límite de tiempo, sobre todo porque en las primeras veces las mujeres estudiantes suelen estar llenas de estrés y ansiosas. Si colocamos una alarma de forma previa a meditar lograremos mejores resultados, el tiempo recomendado es de cinco a diez minutos por día.

En conclusión: ¿Cómo nos ayuda el Mindfulness en el estudio?

Los estudios son una parte importante de nuestras vidas. Sin embargo, no podemos negar que en ocasiones puede ser realmente agotador. Además que el nivel de estrés que nos ofrece puede mermar nuestro nivel de salud.

Es así como vemos la importancia de recibir algún tipo de ayuda. Algo que podemos lograr con el Mindfulness en el estudio.

No obstante, podrás tener bajo control tu nivel de salud, al mismo tiempo que cumples con tus expectativas.

Quizás te interese leer: Guía para meditar.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


56 + = 66