Uñas encarnadas: Remedios caseros para tratarlas

Se podría pensar que esta afección de las uñas encarnadas no es un inconveniente que sea común de presentar. Sin embargo, la realidad nos muestra otra cosa totalmente diferente. Las uñas encarnadas en los pies (onicocriptosis) se manifiestan muy a menudo, sobre todo por malos cortes de las uñas. Después de un mal corte, los bordes de las uñas suelen enterrarse en la piel blanda y causar este gran problema.

Uñas encarnadas

Claro que esto no es la única causa para padecer uñas enterradas. El uso de un calzado inapropiado, el pisar mal constantemente, golpes y presiones repetidas en las uñas, entre otros, hacen parte del repertorio. De ahí en adelante todo es dolor, incomodidad, enrojecimiento e inflamación. Así que, se vuelve imprescindible el contar con buenas soluciones caseras para hacerle frente a este terrible mal.

Te vamos a brindar una serie de excelentes recetas caseras para combatir las uñas encarnadas. Sin embargo, es necesario aclarar que en muchas ocasiones se hace necesario consultar un especialista. Hay situaciones en que se debe acudir a una intervención quirúrgica por la gravedad del asunto. Debes evaluar muy bien tu caso para evitar futuros y serios inconvenientes con la salud de tus pies.

Recomendaciones antes y después de aplicar los remedios caseros para las uñas encarnadas

Es bueno remojar constantemente los pies en agua tibia durante unos 20 minutos, 4 veces al día. Esto mientras se tienen las uñas encarnadas y se aplican las recetas caseras que te vamos a brindar a continuación. Con esto aseguramos un efecto suavizante en la piel que rodea a las uñas, lo que repercute en la eficiencia de los remedios en casa. No está de más recomendarte que siempre trates de usar el calzado más cómodo posible mientras cuentas con esta afección.

Luego de que tu episodio de uñas encarnadas termine, Cuida bien de siempre cortar correctamente tus uñas. Utiliza calzado cómodo y siempre ten cuidado pues sabemos que muchos golpes son debido a los descuidos. Pon atención a las diferentes lesiones que se te den en tus uñas, como dice el sabio refrán: es mejor prevenir que lamentar.

Aprovechando las propiedades del ajo

Sabemos que el ajo es uno de los alimentos más poderosos de la naturaleza para tratar distintas enfermedades. Aunque también, debemos reconocer que a veces su olor y sabor hace que muchas personas se resistan a utilizarlo. Lo cierto es que sus propiedades, de tipo antibiótico, lo vuelven apropiado para combatir las uñas encarnadas. Así que olvidemos por un momento su olor y pongamos en primer lugar la salud de nuestras uñas.

Para esta sencilla receta vas a necesitar algunos dientes de ajo, un machacador y venda adhesiva. Tritura muy bien el ajo en el machacador, o mortero, hasta que se vuelva una pasta consistente. Aplica dicha pasta sobre todas las uñas que estén afectadas. Pon venda adhesiva sobre cada mezcla en tus uñas para evitar que estas se caigan con el constante movimiento de tus pies.

Trata de hacer esto en las noches, antes de ir a dormir. Así, podrás dejar actuar la pasta de ajo mientras te encuentras descansando. Al otro día, retira las vendas y enjuaga muy bien tus pies. Repite esto todos los días hasta que tus uñas sanen por completo.

Mezcla de cebolla y limón

La cebolla tiene propiedades benéficas muy similares a las del ajo. Es por esto que también las aprovechamos en nuestras recetas para combatir las uñas encarnadas o enterradas. Tan solo se necesita media cebolla y medio limón. Pon la cebolla en la licuadora y exprímele el medio limón, cuida de no añadir las pepitas del cítrico.

Licua muy bien y pon a colar la mezcla resultante, asegúrate de usar un colador de tela. El líquido resultante es el que vamos a utilizar para el remedio casero. Con un algodón, pequeño y limpio, unta el producto en todas las zonas afectadas. Deja pasar una hora en promedio antes de lavarte los pies.

Si es posible, repite esta receta por lo menos dos veces al día.

Agua oxigenada para las uñas encarnadas

Como lo hemos revisado en anteriores artículos, el agua oxigenada ayuda a prevenir la infección. También, suaviza la piel y ayuda a aliviar un poco el dolor que puedes presentar a causa de las uñas enterradas. Como un plus de este remedio, se logra controlar la propagación de una posible infección. Así que acudiremos a este producto para nuestra siguiente receta casera.

Debes tener a la mano medio vaso de agua oxigenada y un litro de agua de llave. Pones a calentar el litro de agua y le mezclas el medio vaso de agua oxigenada. Deja reposar el agua hasta que tus pies aguanten la temperatura, ten cuidado de que no esté muy caliente. Mantén en remojo tus pies de 15 a 20 minutos, luego sécalos muy bien.

Este procedimiento lo puedes realizar en la mañana y en la tarde, cada día hasta que tus uñas empiecen a mejorar considerablemente.

Receta de vinagre de manzana

El vinagre de manzana tiene propiedades antisépticas y antinflamatorias, esto lo hace perfecto para el problema con las uñas encarnadas. Aquí lo que vas a hacer es exactamente lo mismo que en la receta del agua oxigenada. Necesitas media taza de vinagre de manzana y un litro de agua de llave. Pon a calentar el litro de agua y le añades el vinagre, asegúrate de mezclar bien el agua.

Luego, deja reposar el agua y mete los pies, no dejes enfriar tanto el agua, entre más caliente mejor. Eso sí, verifica que tus pies aguanten la temperatura del agua para evitar posibles quemaduras. Mantén en remojo tus pies al menos por 20 minutos. Retíralos del agua y sécalos muy bien, repite una vez por día hasta notar mejoría.

Otra cosa que puedes hacer es empapar pequeños algodones, muy limpios, con vinagre. Luego, los pones en las zonas afectadas y los cubres con vendas. Deja actuar el efecto del vinagre por lo menos durante 2 horas. Retira los algodones y enjuágate los pies con agua tibia.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


38 − = 30